martes, 31 de julio de 2018

OPINION

Un congreso que termina
Por Manuel Tello Zapata
Con una emotiva ceremonia a la cual acudió como invitado de honor el Gobernador del Estado, Héctor Astudillo Flores; el Presidente del Tribunal Superior de Justicia y los altos mandos del Ejército y La Marina en Guerrero, el Congreso del Estado realizó la clausura de su período ordinario de Sesiones y se develaron con letras de oro en su muro de honor, los nombres del General Ambrosio Figueroa Mata y General Isidoro Montes de Oca.

Durante el evento, correspondió al Presidente de la Junta de Coordinación Política. Héctor Vicario Castrejón, dar la bienvenida a los presentes. Hizo una relatoría de los resultados que se obtuvieron durante la presente legislatura y envió un mensaje de despedida a sus compañeros y al pueblo de Guerrero. Realizó también una semblanza de los próceres históricos Ambrosio Figueroa Mata e Isidoro Montes de Oca, así como el trabajo que hicieron a favor del pueblo de Guerrero.
La Diputada Elba Ramírez Venancio, Presidenta de la Mesa Directiva, también pronunció un emotivo mensaje donde destacó que el diálogo y el entendimiento, fueron las premisas principales con las que se actuó en todo momento para concretar todos los acuerdos que se realizaron entre las fracciones parlamentarias.
El Gobernador Héctor Astudillo Flores, agradeció la invitación del Congreso para su asistencia a la sesión. Reconoció el trabajo de los legisladores aprobando iniciativas y reformas, que seguramente le darán grandes beneficios al pueblo de Guerrero. Se manifestó dispuesto a trabajar con la siguiente representación parlamentaria, siempre con gran transparencia y buscando el bien de los guerrerenses.
NO POR MUCHO MADRUGAR, AMANECE MÁS TEMPRANO.
A pesar de que faltan todavía cuatro meses para que asuma la Presidencia de la República, el candidato ganador Andrés Manuel López Obrador, ha cometido algunos errores que la gente analiza y considera que no tienen sentido o son contraproducentes. A lo largo de la historia, los Presidentes electos (AMLO todavía no es, aunque no existe problema alguno para que se le otorgue dicha constancia en los tiempos pertinentes), acostumbran respetar el trabajo del Presidente en funciones.
López Obrador no lo ha hecho así. Enrique Peña Nieto dio a conocer los nombres de quienes formarían su gabinete hasta que tomó posesión. En general, todos los electos lo han hecho de esa forma; pero Andrés Manuel se ha precipitado en forma irrazonable, logrando que hasta quienes votaron por él, comiencen a dudar de la veracidad de sus compromisos.
Todavía no se concretaba el proceso electoral cuando Andrés Manuel ya había anunciado los nombres de quienes integrarán su gabinete. Lo peor vino cuando informó que el Director de la Comisión Federal de Electricidad, será Manuel Barlett, y resulta que muchos de los miembros de ese gabinetazo, son gente muy cercana a los ex presidentes Carlos Salinas de Gortari y Ernesto Zedillo, como Esteban Moctezuma (Trabajo), Josefa González Blanco (SEMARNAT), Miguel Torruco Márquez (Turismo), Marcelo Ebrard (Relaciones Exteriores), Alfonso Durazo (Seguridad Pública), entre otros muchos.
Las reuniones que AMLO ha sostenido con los más importantes grupos empresariales de México y la gran cercanía de amistad que sostiene con Carlos Slim, el gran Millonario mexicano, hacen pensar a mucha gente que el próximo gobierno federal no va a poder castigar a ningún miembro de la mafia del poder; no podrá cumplir con sus promesas hechas al pueblo más humilde, ni mucho menos podrá terminar con la corrupción.
López Obrador debió guardar la compostura institucional y esperar a su toma de posesión para dar a conocer, tanto los nombres de sus principales colaboradores, como las propuestas de austeridad, aplicación de políticas para apoyo a los más pobres, sus proyectos en materia energética, etc.. De esa forma los mexicanos estarían tranquilos, esperando que culmine el actual gobierno y comience lo que todos conocen como la cuarta transformación. Veremos y comentaremos.
SALIENDO AL PASO.
Siempre oportuno, el Gobernador del Estado Héctor Astudillo Flores, salió al paso de las grandes mentiras y acusaciones que se realizan en las redes y  medios informativos, acerca de la reforma al artículo 14 de la Constitución local, que aprobó el Congreso del Estado el pasado fin de semana y que ampara la ley 701, que trata sobre los derechos de la cultura indígena.
Diversos grupos que ni siquiera tienen relación alguna con las policías comunitarias, denuncian que con la reforma se pretende eliminar a dichos grupos parapoliciales. Astudillo Flores señaló que de ninguna manera se pretende atentar contra los derechos ni de los pueblos indígenas ni de las policías comunitarias.
Lo cierto del asunto es que existen muchos intereses oscuros en torno a este tipo de policías comunitarias, que abundan en Guerrero y no tanto para cuidar a la población de sus comunidades, sino para hacer alianzas deshonestas con grupos de la delincuencia organizada.
Es necesario regular las funciones de estos grupos para evitar que invadan otros municipios ajenos al suyo; para que no instalen puestos de revisión ilegales en caminos y carreteras, y para que no asesinen a gente inocente como está ocurriendo cada vez en mayor número de ocasiones. Si no se regula a este tipo de policías comunitarias, puede ocurrir lo mismo que en Michoacán, donde estos grupos desbordaron la violencia, hasta que intervino el Ejército mexicano para contener sus actos y terminar con la inseguridad que supuestamente combatían pero que la aumentaron a lo grande.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario