jueves, 11 de octubre de 2018

MEMORÁNDUM

Gerardo Ruano Cástulo
***El pequeño gran detalle
Robert Kiyosaki, en su libro La mano de Midas, habla de la importancia de los pequeños detalles. Porque son estos, precisamente, los que marcan la gran diferencia.
Nos encontramos en las postrimerías del tercer año del Gobierno Astudillista. La mitad del sexenio. Y tal vez, algunos busquen las grandes obras, para evaluar la gestión. Algo importante, sin duda, porque las obras son amores.
En lo personal, coincido con Kiyosaki en que son los pequeños grandes detalles, los que han marcado diferencia. El Gobernador, Héctor Astudillo Flores, recibe un gobierno en crisis. Sin acuerdos con los actores políticos. Con nulo respeto a la vida institucional. Faltaba el detalle de escuchar y atender. Esa es una de las enormes virtudes de éste sexenio. La vida institucional no regresó por obra de magia; ni de manera automática, después de las elecciones. Detrás, existen muchas horas de diálogo.
A esto se suma, el trabajo permanente. Sin distracciones, ni confusiones. Al Gobernador, Héctor Astudillo, se le ha visto desde su primer día de gestión, con una magnífica actitud. Actitud que se ha visto manifiesta también, en las adversidades y desafíos que le han tocado atender. Ahí, al frente de las contingencias. Con atención directa en las zonas afectadas. Bien aplicado en sus tareas.
Esos pequeños detalles, como el abrir los brazos a todos los alcaldes, sin importar la filiación partidista. El ir a todos los municipios. El poner por encima, el interés de Guerrero; es lo que ha generado las condiciones para que fluya la obra pública. Para que exista armonía entre los poderes. Para que los programas sociales y asistencia social lleguen a donde debe llegar.
Son los pequeños detalles los que generan los grandes cambios. El Gobernador, Héctor Astudillo, vive un gran momento; y no solamente, por los resultados de su gobierno. Y nada relacionado con la última elección, que le fue adversa a su partido. Es la calidad humana con la que se distingue. Ese ingrediente, que al final del corte de caja, es el pequeño detalle que marca la diferencia.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario