martes, 12 de diciembre de 2017

MEMORÁNDUM

Gerardo Ruano Cástulo
*** ¿Quién pinta en serio por Chilpancingo?
Se podrán decir muchas cosas, sobre la futura selección del candidato del PRI a la alcaldía capitalina. Se podrán manejar diferentes nombres. Pero al final del día, sería mezquino dejar de mencionar el crecimiento que registra el Secretario Particular del Gobernador, César Armenta Adame.En lo personal, creo que el posicionamiento de César Armenta, va más allá de la posición política que hoy ocupa. Trae un buen equipo de amigos que le ayudan en territorio. Un buen equipo de amigos que ganan el debate en la redes. Trae ya, un buen equipo dispuesto a operar a favor de su candidatura y la búsqueda de la Presidencia Municipal de Chilpancingo.
Es cierto, el escenario de la capital es complicado. Pero no en cuánto a las dificultades que el PRI puede encontrar para mantenerla. Ya que si somos francos, sus adversarios políticos carecen de activos con alto posicionamiento. El único que mencionan, debe estar debatiendo en mente, si le entra o no por el PRD. O si busca rescatar algo apostando con MORENA.
Las complicaciones de la capital son palpables. Graves problemas en los servicios públicos. Graves problemas financieros. Graves problemas de comunicación entre autoridad y población. Entre tantos más. Por lo que, más allá de los protagonismos, es palpable, que el PRI debiera mandar a un activo con el talento y capacidad de ser factor de unidad, tanto adentro, como afuera de su partido. Si le ponemos nombre, irremediablemente, aparecerá el de César Armenta.
Los eventos recientes del PRI, indican que goza de altos consensos al interior del tricolor. Aunado a esto, ahora sí, cobra vital importancia la pertenencia al Grupo del Mandatario Estatal. Porque se requiere de un buen puente. De alguien que posea comunicación directa con Casa Guerrero. Alguien que comulgue con la idea de impulsar y dar un giro a la capital, considerando que para esto, se requiere de la mano del Gobernador.
Si lo vemos, en aspectos íntimos, ¿Quién de los que se mencionan, ha estado ahí, con el hoy Gobernador, en las buenas y en las malas? De nueva cuenta, surge irremediablemente, el nombre de César Armenta.
Después de lo que ha pasado, en la capital, se impone la candidatura de una persona accesible, humilde, servicial, con visión y el respaldo del Mandatario Estatal. Y si lo vemos con detenimiento, las cosas se van acercando hacia dirección. Gradualmente, se va gestando ese factor de unidad.
Factor de unidad, cimentado en el trabajo. En hacer bien las cosas. En dar muestra de que los cargos públicos son para servir y ganar amigos. Por eso, irremediablemente, sale a la escena el nombre de César Armenta.
Y se pueden manejar muchas cosas más de lo que viene. Al fin del inventario del tema, no se puede dejar afuera al personaje que pinta en serio para la alcaldía capitalina.

1 comentario:

  1. sr. gerardo ruano, ese es precisamente el problema, poner presidentes amigos, como pretendian poner al fiscal anticorrupcion, todo entre cuates y asi no funcionan las cosas.

    ResponderEliminar