martes, 9 de julio de 2019

MEMORÁNDUM

***Trabajo de SEDESOL y más...
Gerardo Ruano Cástulo.
1. Las acciones de un cuarto más, se palpan por distintos puntos del estado. Las estufas ecológicas llegan también a más familias. Se construye en la ruta de llevar electrificación a más pueblos del estado. Se mantiene la solidaridad con adultos mayores y discapacitados, que carecen de apoyo federal. La operación de SEDESOL de Guerrero camina a magnífico ritmo. Ahí, se observa la mano eficiente y eficaz del secretario, Mario Moreno Arcos. Se respira su talento y capacidad. Su compromiso social y lealtad a la visión del Gobernador. Gran trabajo en SEDESOL.

2. No hay espacio para distracciones en la Secretaría de Educación. El trabajo es constante. Bien enfocado se ve al Subsecretario de Administración y Finanzas de la Dependencia, Jaime Ramírez Solís. Al pendiente de todos los temas. De los estímulos a maestros que se actualizan. De los estímulos al personal de apoyo y asistencia. De que la entrega de libros de texto a las escuelas, transcurra sin contratiempos. Bien aplicado y poniendo el ingrediente que es oro en ese espacio; la voluntad para escuchar y atender. Gran promotor del diálogo y búsqueda de soluciones.
3. Un tema, que por supuesto, tal y como lo plantea el diputado local, coordinador de la banca del PRI, Héctor Apreza Patrón, se debe clarificar, es el de los llamados servidores de la nación. ¿Qué son? ¿Sus tareas? ¿De quién dependen? ¿Cuántos son? Todo, absolutamente todo; como debiera ser, de un gobierno que se precia de ser honesto y transparente. Porque, hasta hoy, hay que decirlo, lucen más como operadores políticos, que como servidores públicos.
4. Ayer tuve la oportunidad de saludar al director de catastro del municipio de Chilpancingo, Manuel de los Ángeles Moreno. Un servidor público que, caminando rumbo a su oficina, era abordado por distintas personas, para brindarle el saludo. Un servidor público accesible. Sencillo y de buen trato a la gente. No en vano, se dice que es uno de los hombres fuertes de la actual administración.
5. Tal vez tiene razón el presidente del país, en molestarse porque lo comparen con el expresidente Salinas, por aquello de la partida secreta. Y digo, qué tal vez tenga razón, porque si es verdad, que manejará una cifra que ni Obama, no existiría punto de comparación. Amlo, sería la ley. El amo y señor. El que dictaría y ordenaría, como y en qué gastar el dinero. Dinero público, por cierto. Salinas sería un pordiosero a su lado.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario