miércoles, 3 de agosto de 2022

“Cuando decidan abrir su corazón, abrir sus emociones, exponer su dolor ante alguien, lo hagan, con alguien que sea certificado”: Beatriz Alarcón Adame, Tanatologa de Chilpancingo

*Recalco, “Yo voy a dar ayuda cuando la persona quiera recibir esa ayuda, cuando el alumno está preparado el maestro aparece”.

Jesús Cayetano

Yo estudié Tanatología de manera presencial y a distancia con la Tanatóloga que desde mi punto de vista es la mejor en Centroamérica, Gaby Pérez Islas, y recientemente hice mi certificación, qué es la segunda certificación porque también lo hice con otro instituto que se llama “Cuando el duelo pregunta”, y ahí también obtuve otra certificación internacional, tengo dos certificaciones, una Nacional y otra Internacional, así lo expreso la Tanatologa certificada, Beatriz Alarcón Adame.

Entrevistada en la plazoleta del Barrio de la Santa Cruz en Chilpancingo, señalo que el duelo está compuesto de cinco etapas y que un duelo sano comprende aproximadamente dos años.

Dijo que todo lo emocional sino se sana, se convierte en trastornos y al rato se hacen problemas que desembocan en una enfermedad.

¿Cómo definir a un Tanatologo(a)?

-La Tanatología es la disciplina que se encarga de trabajar sobre duelos y pérdidas, es lo que hacemos los Tanatólogos.

¿Cuál es la diferencia entre un Tanatologo y un Psicólogo?

-El Psicólogo trata sobre problemas de salud mental y emocional en general, y el Tanatólogo trata los temas de pérdidas de duelos.

¿Qué tipo de problemas atiende el Tanatologo(a)?

-Atendemos los temas de pérdidas de duelos, pero puede ser duelos de manera general, pérdida de algún ser querido, pérdida de un empleo, pérdida de divorcios, pérdida de mascotas, todos los duelos de manera general.

¿Cómo está compuesto el duelo?

- El duelo está compuesto según Elisabeth Kübler Ross (qué es la madre de la Tanatología), en cinco etapas, la primera es la Negación, cuando decimos, esto no me puede estar pasando a mí, no es verdad, no es cierto, no es posible; después viene el enojo cuando decimos, esto no es cierto, no quiero que me esté pasando esto a mí; después viene la negociación cuando empezamos a negociar con la vida y decimos, si ya pasó, pero qué voy a hacer con mi vida, cómo la voy a recomponer, cómo la voy a resignificar, después viene la depresión, qué nos damos cuenta que la persona ya no va a regresar o realmente el trabajo ya lo perdimos o nuestra pareja ya nos dejó, y tenemos que reencauzar nuestra vida, hay un proceso de depresión, un proceso de abandono de nosotros mismos, qué es normal dentro del proceso de duelo y al final viene la etapa más hermosa, la más esperada qué es la aceptación, cuando decimos bueno sí pasó, pero ya pasó, ya no puedo hacer nada o que vuelva hacer mi vida cómo era antes, ya tenemos claro que nuestra vida ya cambió, ya pasó por el proceso de la pérdida y ahora nuestra vida va a caminar de una manera diferente, tal vez sin esa pareja, sin ese trabajo, sin ese ser querido, pero estamos vivos y tenemos muchas posibilidades y muchas maneras de seguir viviendo la vida sin esa parte que nos hace falta, qué nos ha arrebatado la vida y que nos ha encauzado a estar sin esa parte.

¿Cuál es el tiempo en que un paciente se puede recuperar de una perdida?

-El tiempo depende de las herramientas emocionales de cada persona, no hay una receta que te diga hoy falleció tu papá en seis meses vas a estar bien, sería muy irresponsable, no es una receta de cocina para decir en dos meses vas a pasar a esta etapa, en tres meses vas a pasar a esta etapa, hay personas que pasan su proceso de duelo de una manera muy rápida y otras de una manera muy lenta, un duelo sano el tiempo de duración es de aproximadamente dos años.

¿Cuál es el grupo de edad o sexo que con mayor frecuencia acude a consulta? - Tengo pacientes de diferentes edades, he atendido niños que han perdido a sus papás, que han perdido a sus hermanitos, he atendido mamás que han perdido a sus hijos, tal vez porque hay una transferencia conmigo por la pérdida de mi hijo, ellos ven de alguna manera esta similitud, me da mucho gusto y es un honor que vean en mi un referente de ayuda emocional para que ellas pueden estar bien, después de la pérdida de un hijo; he atendido también hombres que han perdido a sus madres, a sus esposas, he atendido a las personas de todas las edades y de todos los sexos, no hay una población cautiva; aquí lo importante, y hay que señalarlo que ahora cada vez más personas acuden a recibir apoyo emocional, y esto es digno de decirlo porque debemos de recordar que todo lo emocional sino se sana se convierte en trastornos y al rato se hacen problemas que desembocan en una enfermedad.

¿En qué domicilio la pueden encontrar, quienes deseen contactarla?

 -Muchos me han contactado a través del Facebook, muchas veces no lo hacen los pacientes de manera directa, si no me contacta un hermano, un primo, un amigo, los papás, los hijos; ellos son los que hacen posible que yo llegue a las personas que hoy necesitan ayuda; algo que es importante y digno de destacar es que yo voy a dar ayuda cuando la persona quiera recibir esa ayuda, cuando el alumno está preparado el maestro aparece, no tiene caso que yo atienda a alguien, que no le interese recibir esa ayuda; es muy importante decirlo que se tiene que estar preparado para recibir este tipo de ayuda emocional; me contactan por el Facebook,  mi teléfono está abierto en el Facebook hay una aplicación directa y dónde pueden mandar un WhatsApp; el consultorio está en calle Morelos número 24 casi enfrente a “La colmena”, en Chilpancingo,  hay unos baños públicos, en el último piso, ahí me encuentro, es mediante cita, yo atiendo con cita, estoy a su disposición de quién lo necesite y requiera, me va a dar mucho gusto recibirles y poder ayudarles, y saber qué hacer con sus lágrimas.

¿Alguna recomendación para quien este pasando por un duelo o una pérdida?

-Es importante decir que cuando decidan abrir su corazón, abrir sus emociones, exponer su dolor ante alguien, lo hagan, con alguien que sea certificado, que sea alguien totalmente profesional, que sea alguien que realmente les vaya a ayudar a poder hacer un proceso de duelo sano.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario