viernes, 26 de enero de 2018

Reportan la desaparición de una enfermera y su menor hija

Iguala, Gro.- Una enfermera y su hija fueron reportadas como desaparecidas desde el pasado 20 de enero, cuando salieron de su domicilio y es hora y fecha en que no se sabe de su paradero. Ante la Agencia del Ministerio Público se presentó la señora Oliveria “N”, vecina de la colonia Américas ll, para denunciar la desaparición de su hija Anahí Castañeda Peralta y su nieta Ximena Castrejón.

En relación a los hechos, la denunciante informó que siendo aproximadamente las 8 de la noche del pasado 20 de enero del año en curso, recibió una llamada telefónica por parte de su yerno Curiel “N”, preguntándole si Anahí y su menor hija se encontraban en su casa, a lo que la denunciante respondió que no.
El resto de la noche la mujer y la niña no regresaron a su domicilio y al día siguiente sus familiares comenzaron a preguntar con vecinos y conocidos, y pudieron saber que por la tarde del día 20 vieron salir de su casa a la agraviada con una maleta y su hija en brazos.
Refirieron los vecinos que afuera de la casa estaba Leticia Montaño Quintana, quien saben es amiga y compañera de trabajo de Anahí, ya que ambas trabajan en la Clínica del Sur como enfermeras.
Fue así que la familia llegó hasta la casa de Leticia y ahí se entrevistaron con una de sus hermanas, quien les dijo que desde un día anterior se había salido con una maleta en manos, desconociendo hacia dónde se dirigían.
Dos días después recibieron un mensaje de texto de parte de la agraviada informándoles que se encontraban en el estado de Puebla, y pedía que fueran por ellas.
El esposo de Anahí se trasladó a la dirección donde la agraviada le dijo, pero estuvo todo el día en el lugar y nadie salió. Ahí permaneció hasta el día siguiente para ver si lograba verlas, pero esto nunca ocurrió.
Ante tal situación, esposo y madre de la enfermera decidieron acudir ante las autoridades ministeriales para que se inicie una carpeta de investigación y se investigue el paradero de ella y la niña, pues temen que algo malo les pueda pasar.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario