jueves, 22 de noviembre de 2018

Amenazados por criminales, seis periodistas se fueron de Guerrero


-Eso revela la Asociación Nacional de Locutores.
-Otros son amedrentados por funcionarios, señala.
Chilpancingo, Gro., noviembre 21 del 2018 (IRZA).- Al menos seis trabajadores de medios de comunicación en Guerrero se han ido de la entidad de manera forzada por amenazas del crimen organizado, reveló el delegado de la Asociación Nacional de Locutores de México (ANLM) en esta entidad, César Felipe Leyva.

Felipe Leyva dio a conocer en esta ciudad capital que los comunicadores afiliados a la ANLM ya forman parte del Mecanismo de Protección a Periodistas y Defensores de los Derechos Humanos, organismo que fue creado por el actual gobierno federal y replicado por el de Guerrero.
Señaló que en Guerrero “hay muchísimas agresiones a periodistas, lamentablemente son muchos los que no demandan, no se acercan al Mecanismo de Protección. No deben tener temor y deben acercarse al sistema de Protección para que pueda ser evaluado el caso”.
Señaló que al menos son 20 periodistas los que han pasado por ese tipo de situaciones, de los cuales seis han tenido que abandonar el estado por temor a que puedan ser atacados.
 “No podemos decir los nombres y los lugares a los que se han desplazado de manera forzada, pero son periodistas desplazados de Guerrero”, añadió.
Funcionarios también amenazan
Sostuvo que aunado a las amenazas del crimen organizado, hay amenazas también de funcionarios públicos que se han sumado a esas amenazas, “a lo mejor hay un gobernador que está empeñado en dar su mejor esfuerzo, pero hay servidores públicos que no están empeñados en trabajar de manera pareja”.
Informó que los trabajadores de los medios de comunicación que han sido desplazados son personas que vivían en Zihuatanejo, Acapulco y Chilpancingo, principalmente, pero “hay otros que permanecen en sus hogares; estamos en una situación social convulsionada por la violencia y es una situación muy difícil”.
La FGE no esclarece homicidio
Recordó que a casi un mes del asesinato del trabajador de Radio y Televisión de Guerrero (RTG), Gabriel Soriano, la Fiscalía General del Estado (FGE) no ha dado una respuesta satisfactoria a los familiares y a los trabajadores de los medios de comunicación en Guerrero que esperan que se haga justicia.
Añadió que además de justicia y que se acabe la impunidad, esperan que se le dé una pensión a la esposa de Gabriel Soriano: “lamentamos esta situación de injusticia de este ataque directo al compañero y que no sea castigado conforme a la ley”.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario